jueves, 11 de marzo de 2010

Preguntas incómodas...

La curiosidad sexual también enuncia preguntas, que se desploman en la mesa de domingo y pueden provocar diversos grados de atragantamiento: ¿Cómo se hacen los bebés?
Al respecto, la psicoanalista Eva Rotenberg señala: “Es muy importante que los padres respondan tranquilos, porque se trata de la curiosidad que les da el mundo. Un chico que no pregunta es llamativo: o tiene una fuerte inhibición o ve que sus padres se cohíben o se alteran con la pregunta y esto los inhibe. Cuando el nene pregunta, no quiere una clase de anatomía, sino que está preguntando ‘cómo nací yo’, entonces hay mucho para contar: cómo te esperamos a vos, cómo fue el parto, cómo tomaste la teta, si tenías hambre, etcétera.”
Diversos modos de explicar y de contar para las diversas edades. Lo importante para los adultos es poder escuchar realmente a qué se refiere la pregunta. Para Rotenberg, “se puede decir que hizo falta una mamá y un papá que se quisieron mucho y hubo un embarazo. O, en el caso de los chicos que nacieron con fertilización asistida, se les dirá que a mamá y a papá les costaba, entonces pidieron ayuda a un médico y hubo un tratamiento. Y será otra la historia en el caso de adopción. Cada familia deberá adaptar lo que vaya a decir a su experiencia particular. No se puede contar en abstracto cómo vienen los chicos al mundo, sino que los padres tienen que pensar cómo nació ese hijo que está preguntando.”
Adecuadas las explicaciones a cada caso y a la edad del preguntón, siempre hay una zona para silenciar: “De ninguna manera se puede explicar el acto sexual a un chico, es un abuso psíquico, ya que un chico no puede metabolizar esa información, no la puede pensar, es algo que le puede dar asco o generar gran preocupación. Explicar con detalles el acto sexual es algo intrusivo y puede ser traumático. Hay que respetar el enigma de la sexualidad, porque los chicos –aunque se masturben y tengan sensaciones eróticas- no pueden pensar en la sexualidad adulta”, dice la psicoanalista.

FUENTE: Texto extraído de el artículo "De eso, ¿no se habla?" en Revista Planetario
Marzo 2010

"●" Me encantó NODAR




Para Vogue enfants - septiembre 2008



No hay comentarios:

Publicar un comentario

"●"